El Obispo cometió un error

La semana pasada sacaron en los medios de comunicación unas fotos de un obispo argentino dándose un baño en una playa de México.

 

Hasta aquí todo está bien (aunque con la crisis mundial que tenemos, también podríamos debatir si es lícito su viaje o no, aunque ese es otro tema). El problema radica en las fotos del obispo que sale abrazado a una mujer de manera cariñosa.

 

Según la versión del propio obispo, la mujer con la que sale abrazado es una amiga de toda la vida que llevaba mucho tiempo sin verla y esa es la raíz de la emotividad de sus abrazos y cercanía.

 

El obispo ha pedido públicamente perdón y ha dimitido de su puesto en Cáritas Latinoamerica.

 

Mi opinión al respecto no es la de erigirme en ser el Tribunal de la Inquisición del Siglo XXI, porque obviamente no se si era su amiga de verdad o no, pero que la situación es bastante imprudente es innegable.

 

En los tiempos que corren en la Iglesia, creo que ya poco queda que pueda escandalizarnos (Pederastia, filtraciones del Vaticano, conflicos, etc...)

 

Es cierto que como católicos ciertas noticias nos producen un gran dolor. Pero también es verdad que las personas de fue cuando recitamos el Credo decimos que la Iglesia es Santa y Católica. Y a sí es. Lo que pasa es que está formada por humanos que también cometen errores, lo que no quita la Santidad de la Institución.

 

Decían en la Antigua Roma que la mujer del César no solo tenía que serla, sino parecerla (por si vestían de manera sugerente o se dudaba de su fidelidad conyugal) y esta misma frase creo que podemos aplicarla al obispo argentino, un obispo de Cristo no solo tiene que serlo, sino parecerlo.

 

"Nadie que enciende una luz la cubre con una vasija, ni la pone debajo de la cama, sino que la pone en un candelero para que los que entran vean la luz. Porque nada hay oculto, que no haya de ser manifestado; ni escondido, que no haya de ser conocido, y de salir a luz" (Lucas 8, 16-17)

 

Escribir comentario

Comentarios: 6
  • #1

    JORGE (martes, 26 junio 2012 14:15)

    Somos barro... pero desgraciadamente estos escándalos hacen mucho daño a una Iglesia. Mi valoración es doble, por una parte creo que nuestros Obispos y sacerdotes están expuestos a todo tipo de tentaciones... también ellos son reflejo de estos complicados tiempos que nos toca vivir. Vivir en gracia hoy es heroico para todos, incluidos obispos. La siguiente consideración es que necesitamos referentes y obviamente los pastores tendrían que ser ejemplos de virtud cristiana en todos los campos... Ellos menos que nadie deben ser motivo de escándalo... Nos queda rezar y reparar el corazón de Jesús. Son tiempos para valientes...se puede, ánimo para Dios no hay nada imposible. NO desfallezcamos ante estas noticias, antes bien recemos y repararemos...

  • #2

    665 (martes, 26 junio 2012 15:39)

    ¿Pero aun no te has quitado el gorrito?... pero hombre un error es equivocarse en una homilía... decir una mentira piadosa, gritar a tu mujer en casa, o descuidar los cantos en la misa. Esto es una CAGADAAAAAAAAA.... EL PAPA LE HA ACEPTADO YA LA RENUNCIA... a rezar toca... no esperes al invierno.

  • #3

    Victor (miércoles, 27 junio 2012 00:38)

    Sólo toca rezar si...

  • #4

    MJM (miércoles, 27 junio 2012 18:36)

    Mi impresión sobre este caso es que muchos pensamos que los Obispos están hechos de una pasta diferente a la nuestra, y son de carne y hueso. El problema sin duda está en el escándalo que produce. Sinceramente, uno espera en un Obispo, un punto de referencia, y cuando esto se viene abajo, se pierden muchas almas con el pastor... No condenemos, mirémonos a nosotros mismos antes de tirar la primera piedra

  • #5

    Julio (martes, 03 julio 2012 01:26)

    Muy bueno Vic, estas hecho todo un escritor! Me ha gustado este post ;)

  • #6

    Victor Lozano (martes, 03 julio 2012 21:13)

    Así es MJM, los obispos son de nuestra misma pasta... Opino lo mismo que Tú.

 

Los BLOGS Misioneros

Antonio Fraile

Jesús está vivo

 

ENLACES de interés